¿Receta de nutella casera o crema de cacao y avellanas? ¿Eso es posible? ¡Claro que sí!. Debemos saber que existen alternativas con ingredientes de mejor calidad y más saludables que la que compramos en el supermercado. Se trata de versionar hacia un producto más “healthy”, ¡no de prohibir!.

Y te estarás preguntando, ¿pero qué pasa con las cremas de cacao que se “venden” como “felicidad de la buena”? Ese es el problema.

Sin duda, tenemos calada desde tiempos casi inmemoriales la canción de: “leche, cacao, avellanas y azúcar…”, y casi casi que nos lo hemos llegado a creer. Aquí tenemos la muestra visual:

Por lo visto, la cantidad de azúcar oscila entre el 50-60% del producto, ¿lo sabías? La grasa añadida es aceite de palma (normalmente hidrogenado en la industria que lo hace perjudicial para la salud y encima los bosques de medio mundo se están deforestando para poder fabricar alimentos ultraprocesados, por si quieres más información sobre este escabroso tema, te dejo este enlace de Greenpeace).

Ya están reformulando muchos productos y estos concretamente ya tienen su versión sin aceite de palma, pero sigue sin hacerlos saludables. Porque fíjate en el resto de ingredientes: las avellanas, la leche y el cacao casi se lo enseñan, aunque cambien el tipo de aceite, ¡¡¡sigue siendo elevadísimo en azúcar!!!

En realidad, utilizan sin aceite de palma como reclamo publicitario (el marketing sabe muy bien lo que hace), pero al LEER EL ORDEN DE LOS INGREDIENTES EN LA ETIQUETA TODO CAMBIA (un buen hábito que puedes comenzar a tener en alimentos “sospechosos”).

Y para colmo, ahora todo el marketing va directo hacia nuestra parte emocional: “felicidad de la buena”, “empieza el día con alegría”. Y es que sí nuestra felicidad y alegría dependiera de tomar o no cierto alimento, nos deberíamos plantear que está ocurriendo…Lo comento a modo reflexión, que el post no tiene como objetivo hablar del comer emocional, si quieres más información pincha aquí.

Después de toda esta introducción, os muestro los ingredientes que he utilizado para hacer nutella casera o crema de cacao y avellanas:

Avellanas: fruto seco tostado, aporta grasa de buena calidad, proteína vegetal, hidratos de carbono complejos, fibra, minerales y vitaminas. Nos da mucha saciedad, ¡todo un superalimento!

Cacao puro desgrasado y sin azúcar: tiene propiedades antioxidantes y nos proporciona minerales como magnesio y hierro. Es el ingrediente del chocolate que nos conquista a todos.

Leche: utilicé leche sin lactosa porque era la que tenía abierta en casa, y que al ser un poco más dulce por estar la lactosa “digerida” podría reducir un poco el azúcar añadido y así fue. También puedes utilizar bebida vegetal: de soja y de avellanas queda genial también.

Aceite de coco ecológico: la grasa de coco a temperatura ambiente es sólida, y esta vez probé a utilizar para ver si mejoraba la textura. En cuanto al valor nutricional, es una grasa saturada, que contiene ácidos grasos de cadena corta, y sin procesar, por lo que es una grasa de buena calidad. También se puede utilizar aceite de girasol o de oliva suave, no se recomienda el virgen extra porque dará un  sabor muy fuerte.

Azúcar Integral de caña (panela): La panela sigue siendo azúcar eso no lo olvidemos, aunque un poco menos procesada, ¡y añadiremos muy poquita cantidad en comparación con las comerciales! ;).

Sin duda estarás pensando, ¿pero si todo esto engorda un montón? NO DEBEMOS CENTRARNOS EN LAS KCAL DE LOS ALIMENTOS, ¡LO IMPORTANTE ES LA CALIDAD DE LAS MATERIAS PRIMAS!

Evidentemente que sea CASERA, ¡no nos da libertad para comernos el tarro entero en una tarde! Es una receta un poco capricho para esos momentos que nos apetece algo dulce, por puro capricho, para dar la merienda a nuestros hijos, para sorprender a nuestra pareja en un desayuno, para invitar al café a un@ amig@. Y sobre todo, para DISFRUTAR MIENTRAS LA COMEMOS, tomando cada bocado DESPACIO Y CONSCIENTE, ¡verás como tu sensación de SACIEDAD aparece antes de lo que creías!.

Tal como hemos empezado el post, ahora , vamos manos a la obra con la receta, ¡¡¡que es MUY MUY FÁCIL!!!. Necesitamos:

10 minutos

Una batidora potente (en mi caso lo hice con Thermomix)

Lo siguientes INGREDIENTES:

90 g avellanas tostadas sin sal

3 cucharadas grandes de cacao puro desgrasado en polvo.

20-30 g azúcar integral de caña (prueba con 20 g y puedes subir hasta 30 g si no te gusta).

25 g aceite de coco/aceite de girasol u oliva suave. Derrítelo antes de mezclarlo con el resto de ingredientes, por ejemplo a baja potencia en el microondas.

90 ml de leche o bebida vegetal.

PREPARACIÓN:

  1. Picamos primero las avellanas hasta que queden troceadas muy finas (cuanto más grandes los trozos luego los notarás en la textura).
  2. Añadimos el aceite (derretido si es de coco), el cacao en polvo, la leche o bebida vegetal y el azúcar. Batimos todo 1 minuto a velocidad media hasta que se integren todos los ingredientes.
  3. Lo ideal es dejarlo reposar mínimo 1 hora, pero lo más seguro es que te pase como a mí…¡ y lo disfrutes justo después de hacerlo!.
  4. ¡LISTO! Tómalo en tostadas, desayuno o merienda.

En resumen, ¡TE DEJO TODO VISUALMENTE EN ESTA INFOGRAFÍA!

Y para terminar te dejo como quedó mi desayuno. También puedes hacer más recetas dulces como este bizcocho de plátano y cacao o este helado saludable.

Por último, si has llegado hasta aquí, ¡te doy muchas gracias por leerme!

¿Te ha gustado el post?, cuéntamelo en un comentario aquí abajo y por mis redes sociales. Recuerda que puedes seguir leyendo más artículos como este aquí. Si necesitas ayuda para perder peso, recuerda que puedes consultar conmigo sin compromiso.

Únete al movimiento #ConcienciaNutricional ¡Nos vemos en el siguiente post!.

Comparte este post!

shares

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.

You have Successfully Subscribed!